Vuestros comentarios...

Spanish Catalan Chinese (Simplified) English French German Italian Japanese Korean Portuguese

Testigo de cargo

  • hace 1 semana 2 horas  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Por supuesto es Wilder por los cuatro costados, aunque algunos pensamos que muy lejos de su mejor forma. Por otro lado, la mención a Hitchcock la hizo el propio Wilder cuando, de manera un tanto temeraria, explicó sus motivaciones al rodar la pelicula: 'Me dije: “Ahora voy a hacer una película mejor que Hitchcock” e hice Testigo de cargo'
    Cinema Esencial
  • hace 1 semana 1 día  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Esta mas que claro que la dirigio Billy Wilder. Sus toques de humor, socarron y acido estan ahi. De los actores son los idoneos para el papel .Y esta clarisimo que no hay ni rastro de Hitchcock, es Billy Wilder por los cuatro costadoa.
    Anónimo

La escapada

  • hace 2 semanas 6 horas  /  Ir a la conversación  /  Responder
    En el Lancia viajan Bruno (Gassman), Roberto (Trintignant) y la voz interior de Roberto. En Bruno la voz interior existe pero es mas inconsciente. Por ello sus cualidades se alimentan de la pureza, la seguridad y la resolución. Es un diablo de la acción. Claro que Roberto reticente no quiere ser Roberto sino ser Bruno que es un vividor que ha vivido y no uno que se prepara para vivir. Il Sorpasso es tan libre y bella pues no hay sermones, ni tesis, ni propuestas didácticas. Es un film de aventuras donde se sustituye el mar por la carretera, y el velero por el coche y en el que el espectador se pregunta, que pasara ahora? A donde irán? y esto proviene de un gran guión (Risis, Scola y Maccari) y una feliz realización (aquí un impar Risi) mas si cabe cuando es un film que no proviene de adaptación literaria.
    Jordi Torras
  • hace 1 mes 1 día  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Muy de acuedo con tu comentario, Teo. Muchas gracias!
    Cinema Esencial
  • hace 1 mes 1 día  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Un guión casi genial, perfectamente medido y estructurado, una cámara tan ágil y perceptiva como el personaje incorporado (magnificamente) por Gassman, a quien retrata en toda su contradictoria riqueza y una incisiva acumulación de detalles y matices descriptivos, contribuyen a hacer de esta comedia ácida un ejercicio cinematográfico altamente valorable que rapidamente se convertiría en un film emblemático, cuyo esquema con todas las variantes posibles ha sido repetidamente utilizado en innumerables películas italianas a lo largo de la década de los sesenta, con intencionalidad y resultados más que discutibles.
    Teo Calderón

El cuarto mandamiento

  • hace 2 semanas 2 días  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Gran película a pesar de la rapidez (debido a los cortes que fue sometida) en el desenlace y, consecuentemente, en la descripción de la evolución de los personajes. Después de un inicio magistral, a partir del momento en el que la tía Fanny habla con George en la escalera sobre los rumores sobre su madre y Eugene, el desarrollo de la historia va demasiado rápido y como espectadora me hubiese gustado más fluidez. No me extraña que Welles se quedara frustrado, no es para menos
    Clara

Conspiración de silencio

  • hace 2 semanas 3 días  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Para mí "El último tren de Gun Hill" supone la cumbre de la mejor etapa de Sturges, y con "Los siete magníficos" se inicia su declive. Ésta y "La gran evasión" funcionan muy bien como lujosos productos de entretenimiento, pero están muy lejos de las mejores obras de Sturges, desde mi punto de vista. Gracias por el comentario!
    Cinema Esencial
  • hace 2 semanas 6 días  /  Ir a la conversación  /  Responder
    «Conspiración de silencio» funciona como un western: un poblado apartado y mísero, un cacique local, sus matones. Y el héroe que llega y en vez de esgrimir un colt maneja con soltura su único brazo útil. Se trata de hacer justicia y de defender a los justos, como también en «El último tren a Gun Hill» y «Los siete magníficos». Mi película preferida de John Sturges es «The Great Escape» («La gran evasión»), de excelente ritmo, emoción y aventura.
    Antonio Ángel Usábel

La ley de la calle

  • hace 4 semanas 15 horas  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Estoy completamente de acuerdo con Germán. Sobre todo en lo de "Ojalá hubiese cine así hoy"
    Gaspar José Jover Polo

Duelo en la alta sierra

  • hace 1 mes 1 semana  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Relación profesional, pero también (y no menos importante) de vieja amistad. Gracias por el comentario!
    Cinema Esencial
  • hace 1 mes 1 semana  /  Ir a la conversación  /  Responder
    La reseña es transparente y diáfana como el film que, aunque compacto, las secuencias poco inspiradas (la relación chica/chico) se compensan al alza con las secuencias de la relacion profesional entre Steve Judd y Gil Westrum. La violencia mas naturalista que enfática recuerda a My Darling Clementine y el primitivismo de los hermanos Clayton.
    Jordi Torras

El demonio del mar

  • hace 1 mes 1 semana  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Hathaway utiliza este estilo documental en muchas de sus películas, al inicio de "Lobos del norte", "Yo creo en ti" o de "El beso de la muerte", por ejemplo. Gracias por el comentario!
    Cinema Esencial
  • hace 1 mes 1 semana  /  Ir a la conversación  /  Responder
    A Jed Joy se le proporciona una estructura educacional para abolir su desamparo y proporcionarle un medio de vida. Es un film sobre el valor de la responsabilidad de los ascendientes respecto a los descendientes. Es un film serio enmarcado en la sombra de la aventura, donde Jed Joy va incorporándose a planos compartidos con otros marineros sin diferencias. Hathaway director de obras maestras sorpresas filma los episodios aventureros con la tensión narrativa de Stevenson y la claridad documental de Vittorio de Setta. Es gran cine
    Jordi Torras

Nazarín

  • hace 1 mes 2 semanas  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Buñuel era un acérrimo ateo con profundas influencias religiosas en toda su filmografía. Su célebre frase "soy ateo, gracias a Diós" es paradigmática en este sentido. ¡Muchas gracias por tu comentario!
    Cinema Esencial
  • hace 2 meses 5 horas  /  Ir a la conversación  /  Responder
    Otro acierto de Buñuel en este guiño a Pérez Galdós (de quien también adaptó Tristana). Como el gran novelista canario, Buñuel no creía que el cristianismo, a pesar de conquistar el mundo, fuera una panacea. Las buenas intenciones son contrarrestadas por la ingratitud y el egoísmo de las gentes, sin que se pueda hacer nada. «Donde quiera que el hombre vaya, habrá unos que manden sobre otros y les cojan la voluntad.»--escribe Galdós. Y es terriblemente cierto. El detalle del Cristo desenfadado lo vuelve a retomar el cineasta aragonés en La Vía Láctea, donde Jesucristo aparece riendo los chistes que le cuentan sus discípulos. Una imagen no irreverente, sino profundamente humana y naturalista del personaje.
    Antonio Ángel Usábel